¿Cuánto pedir al vender tu coche?

¿Cuánto pedir al vender tu coche?

A la mayoría de personas hoy en día les es más fácil conseguir vehículos de segunda mano, ya sea por temas de comodidad, papeleo, o lo más común por economía.

Existen muchas variantes en cuanto a calcular el precio al que vas a vender tu coche, entre ellos podemos encontrar el año de fabricación, el estado de nuestro automóvil, el modelo, el precio en el mercado, etc. Debemos de tener en cuenta cada uno de estos detalles para poder lograr crear una oferta irresistible, para que el lapso de venta sea menor y además podamos sacar un mayor provecho.

¿Qué factores tener en cuenta al calcular el precio de nuestro coche?

Antes de nada debemos de saber que el cálculo lo podemos hacer de forma personal, teniendo en cuenta varios factores que hacen que el precio de nuestro automóvil sea devaluado.

También existen muchas empresas que son expertas en realizar este tipo de cálculos, o si lo preferimos podemos buscar diversas herramientas en internet que nos ayudarán en nuestro cometido.

Como mencionamos anteriormente existen diversos factores para calcular el precio, pero en esta ocasión solo tendremos en cuenta tres de ellos que nos harán el trabajo un poco más sencillo y a la vez más eficaz.

La antigüedad de nuestro vehículo, La depreciación, la marca y el modelo, además del valor residual, son datos que sin duda debemos de analizar, ya que a medida que pasa el tiempo, el precio de nuestro vehículo en el mercado va decreciendo, además con el pasar de los años empiezan a aparecer diversos daños que van logrando que su valor disminuya.

En internet podemos encontrar tablas que son aplicables dependiendo de la marca de nuestro vehículo, por ejemplo si no es una marca muy reconocida o rentable al pasar 7 años, tendremos una depreciación estimada del 20 por ciento de su valor inicial de compra.

Kilometraje, Algo que debemos tener muy en cuenta es que el kilometraje, cuanto más bajo sea, nos da una perspectiva del uso que se le ha dado, por lo cual al analizarlo desde este punto nos damos cuenta de que un menor kilometraje equivale a un mayor precio de venta.

Modificaciones, Cuanto más se haya invertido en el coche con mejoras internas, más podremos elevar el precio de venta, por ejemplo un coche recién pintado o con motor nuevo es mucho más valioso que uno que no haya sufrido modificaciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *